EL CIRCO EN EL ARTE ESPAÑOL

30 de enero – 18 de mayo 2008

El circo es un espectáculo eminentemente moderno que aporta, en una sociedad sometida a la productividad y el racionalismo, la dosis imprescindible de libertad, fantasía y sueño. Esta búsqueda del «deseo» en lugar de la «realidad» tenía, por fuerza, que atraer a numerosos artistas, por su galería de personajes extraños, por el despliegue de ocurrencia y desvarío, por su colorido, y también por ese espacio de ensoñación que representa, libre de las ataduras del mundo real y hasta de las leyes de la física.
Esta exposición pretende ser, en definitiva, un homenaje y un reconocimiento al circo, «el mayor espectáculo del mundo», que ocupó un lugar especialmente significativo en la obra de los artistas ya desde las primeras vanguardias del siglo XX y perdura hasta nuestros días.

Se divide en una serie de secciones temáticas, que permiten comparar el diferente tratamiento que se ha dado a un mismo argumento por distintos autores y estilos, o en diferentes momentos históricos. Entre estos temas destacan la carpa y la pista, diversamente interpretadas, desde la figuración mágica a la abstracción.

Otros temas son los animales, domésticos y salvajes, en esculturas o lienzos; el movimiento y equilibrio, simbolizados por el trapecio, la cuerda y los malabarismos; la siempre inquietante galería de monstruos y maravillas, que dan vida al reverso tenebroso y fantástico del circo; o también esa otra cara de soledad, nostalgia y sentimiento, que se contrapone al frágil reducto de la felicidad que es el circo.

La muestra abarca una amplia y variada nómina de creadores españoles, en un número cercano a los setenta. Desde Goya, que consideramos el padre del arte moderno, a quienes integraron la vanguardia española y parisina (Picasso, Juan Gris, Vázquez Díaz, Maruja Mallo…), desde pintores realistas y abstractos de los años centrales del siglo XX (Benjamín Palencia, Modest Cuixart, Guinovart, Joan Ponç, Equipo Crónica…) hasta los que están trabajando hoy en día (Chema Cobo, Juan Muñoz, Dis Berlín, Mateo Charris, Alfonso Albacete…). Un panorama que se completa con una cuidadosa selección de fotógrafos contemporáneos (Isabel Muñoz, Sergio Belinchón, Alberto García-Alix, Cristina García Rodero…).

Pasen y vean, pues, esta función inmóvil, que recorre cien años de risas y piruetas, tal y como las supieron recoger nuestros artistas.

Con el patrocinio de la Junta de Castilla yLeón.